-

Alcaldía de Floridablanca Santander

Facebook

My Great Web page

domingo, 21 de diciembre de 2014

Rastreados 15 puntos de la ciudad de los cuales 11 violan la Ley sobre ruido, dice estudio realizado por el gobierno municipal

Bucaramanga.- Once de quince puntos de la ciudad donde el Gobierno de Luis Francisco Bohórquez Pedraza hizo mediaciones de ruido, no cumplen los niveles establecidos por la ley. Además, uno de esos puntos, que antes se apegaba a la norma, dejó de hacerlo al comparar su comportamiento con el año pasado.
El sector donde ahora se violan las disposiciones de ruido establecidas por la ley, es el de la Zona industrial de Chimita, que pasó de 74,4 decibeles en 2013, a 76,4. Es decir, que está 1,4 decibeles por encima de lo establecido, que es 75 decibeles.
Las cifras quedaron establecidas luego de que la Secretaría de Salud y Ambiente de Bucaramanga realizara esas mediciones de ruido en 15 puntos, para ejercer acciones de inspección, vigilancia y control en escenarios donde la contaminación por ruido supera niveles establecidos en la Resolución 08321 de 1983.
El ruido ambiental es uno de los contaminantes más omnipresente.
Pitos producidos por el tráfico; alarmas y motores de vehículos; dispositivos amplificadores; megáfonos; actividades de comercio y de ocio como: bares, discotecas, talleres mecánicos, maquinaría de obras públicas y servicios de ambulancia y policía, provocan exceso de sonido que altera las condiciones normales del ambiente y dañan la salud humana. 
Los puntos monitoreados fueron: Neomundo; Calle de Los Estudiantes; Parque de las Cigarras; Plazoleta Luis Carlos Galán; Diagonal 15 con calle 50; Hospital del Norte; Carrera 27 con calle 32; carrera 33 calle 51; calle 45 con carrera 7; Parque la Flora; carrera 33 con calle 32; Calle 52 con carrera 21; carrera 15 con avenida Quebrada Seca; Diamante I (salón comunal) y Zona industrial Chimita.
Además del monitoreo en estos sectores, la Secretaría de Salud y Ambiente de Bucaramanga realizó actividades de sensibilización a través de un rompe tráfico, donde se entregaban volantes informativos, mientras el semáforo estaba en rojo.
Además se contó con el acompañamiento de dos personas con carteles, en los que se daba a conocer un mensaje de tolerancia para reducir el ruido causado por los pitos y bocinas de los vehículos.
Fuente: Diana Marcela Hurtado / Prensa y Comunicaciones / Secretaría de Salud y Ambien
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...